Vendieron la casa, abandonaron a su perro y hace 20 días que los espera en la puerta

Misión Animal 24 de febrero de 2020 Por Luján 365
Los dueños vendieron la casa y se fueron, pero no se llevaron a su perro, que usó los tachos de basura para alimentarse. Ya le pusieron nombre: Cupido.
perro-fiel-vendieron-la-casa___kyTrRF9y_1256x620__1

¿Cuál es el símbolo del amor? Cupido. Y un perro refleja fielmente ese sentimiento, por lo que los vecinos lo llaman así: Cupido. Aunque su amor no haya sido correspondido.

Según informó Clarín, este perro fue abandonado por sus dueños. Los esperó durante tres semanas sentado en la puerta de "su casa", en Estados Unidos. Seguramente pensaba que ellos estaban adentro y que a lo mejor, hizo algo mal y no lo dejaban entrar.

TE PUEDE INTERESAR: Con estrellas del rugby: emotiva aparición del niño que quería suicidarse por el bullying

No sabía que sus dueños vendieron la casa, guardaron los muebles y se fueron sin él. Y Cupido, día tras día, estaba sentado firme en el porche de su casa. Sin alejarse mucho, tan solo un poco para revisar los tachos de basura de las casas vecinas y buscar un poco de comida.

Cupido no sabía que ya no volverán. Que ese ya no es su hogar. Que su amor y fidelidad no tiene premio. Que debe buscar una nueva vida.

Los vecinos dolidos por ese perro que nada pide y solo espera, llamaron por teléfono a Janine Guido, presidenta de Speranza Animal Rescue. Le informaron lo que sucedía. En menos de 15 minutos ella estaba allí. Pero había un problema. Cupido la veía como una intrusa en la casa de "sus dueños".

No podía acercarse a él, que estaba asustado, hambriento y con frío después de tantas noches en la calle. A Cupido ni siquiera lo convencía la sabrosa comida que Janine le ofrecía.

Pero ella que tiene un centro donde viven desde chanchos hasta perros, no se rindió. Se fue y volvió horas después. Todo igual. Se fue y volvió a la noche. Se sentó y comenzó a hablarle. Le decía que venía a buscarlo, que todo estaría bien, que confiara en ella. Y suene inverosímil o no, lo convenció. Ella misma lo explica: "Suena tonto, pero juro que él sabía lo que le estaba diciendo"

Cupido subió al auto de Janine y llegó al refugio. Fue bañado, alimentado y se le dio un hermoso lugar para dormir caliente y sin miedo.

La misma Janine explica la actitud de Cupido: "Se está adaptando. Todavía está confundido y herido por el abandono de su familia, pero muestra una actitud positiva con todos los que animales que lo rodean y con los voluntarios".

En el Facebook del Centro muestran el día a día de Cupido. Hasta una foto cuando se despierta y lo llevan a pasear y una a la noche antes de que vaya a dormir.2
Por él ya llegaron más de 100 pedidos de adopción. Y la propia Janine explica: "Por ahora no. Ha sufrido mucho el abandono y necesita aclimatarse otra vez a un hogar. Será castrado y analizaremos minuciosamente a cada familia que quiera adoptarlo. Es un animal adorable, bueno, leal, lleno de cariño. Y va a tener una familia que esté a su altura".

En unas semanas Cupido estará en su nuevo hogar. Donde no lo abandonarán. Y donde recibirá lo que merece. Ya dio una gran lección: tiene la fidelidad que muchas veces el ser humano no demuestra.

FUENTE: CLARÍN

Boletín de noticias