Entró a robar a una casa y quedó colgado de una reja

Argentina 08/06/2022 Por Luján 365
Un joven de 17 años que entró a robar a una casa quedó colgado de una reja y pedía ayuda a gritos "mi papá me va a pegar", se lamentaba mientras yacía colgado.
sin-titulopng

BANNER LUJÁN

Un intento de robo en una casa de la ciudad misionera de Posadas ocurrido el último fin de semana se hizo viral a partir de la insólita y frustrada fuga del ladrón: saltó la reja para huir, pero quedó colgado de la ropa. Fue filmado por los vecinos hasta que llegó la Policía y lo detuvieron.

Según informó la prensa local, todo ocurrió en la madrugada del viernes pasado, cerca de las 5, en el barrio 27 de Agosto de la localidad de Azara. En ese momento, el ladrón, que es menor de edad, había entrado a robar a la casa ubicada en la esquina de las calles Ucrania y Urquiza.

El asalto no prosperó porque el dueño del lugar lo descubrió. Cuando el delincuente quiso escapar por encima del portón del frente de la propiedad su pantalón quedó enganchado en la reja y el adolescente, suspendido de los tobillos con la cabeza para abajo.

Un vecino registró con su teléfono el momento y el diálogo con el delincuente. Las imágenes luego comenzaron a circular en redes sociales. “Ahora aguantate hasta que venga la Policía”, le dice el hombre mientras el ladrón suplica que lo dejen ir.

“Mi papá me va a pegar”, le repetía el adolescente mientras el vecino le indicaba que le dijera su nombre y su apellido. El hombre dio aviso al 911 y un grupo de efectivos de la Unidad Regional VII se trasladaron al lugar. Ahí, los agentes se entrevistaron con el dueño de la casa, que explicó que, mientras dormía, escuchó que sus perros ladraban alterados. Al salir al jardín vio al ladrón que había entrado a la propiedad. Ahí es cuando el joven intentó escalar el portón y quedó colgado.

El delincuente fue identificado como S.R.M.R, de 17 años, con domicilio en ese mismo barrio, según consignó el sitio Misiones Online. Al momento de ser detenido estaba desorientado y, según sospechan los investigadores, en estado de ebriedad. El adolescente fue demorado y trasladado a la comisaría local y luego, tras la intervención del Juzgado Correccional y de Menores, fue llevado a su casa y devuelto a sus padres.

Horas más tarde, los policías encontraron sobre la calle Ucrania, a la altura del Barrio María Auxiliadora, un Chevrolet Agile abandonado que pertenece, justamente, al padre del adolescente y que tenía en su interior varias botellas de bebidas alcohólicas. El hombre aclaró en la comisaría que el auto estaba siendo utilizado por su hijo, por lo que el vehículo fue secuestrado.

Fuente: Infobae

LX3F5VAGLFCONB5YTW3DLDM4YYUn ladrón robaba cables de alta tensión, se electrocutó y quedó colgado

coinpayu

Te puede interesar