En marzo, la destrucción de empleo pegó un salto y en un año se perdieron casi 270 mil puestos de trabajo

Argentina 03 de junio de 2019 Por
Dentro del derrumbe, la industria manufacturera -la que mejor salario ofrece- fue la más afectada con 69 mil puestos menos. El sector privado, en su peor nivel desde abril de 2014.
0036268712

Como un balde de agua fría. Así recibieron en el Gobierno los datos laborales de marzo que no esperaban pese a la recesión en la que está hundida el país. Lleva 16 meses consecutivos de caída de la economía, una de las más largas de la historia argentina. Y es que en el tercer mes del año se revirtió el proceso de desaceleración de la pérdida de empleos, tanto del sector privado como del público.

La destrucción de puestos de trabajo, muy por el contrario, se aceleró fuerte en marzo. Por este indicador, y otros tantos, los economistas y analistas no pueden aún afirmar que se vislumbre alguna mejora en el corto plazo.

De acuerdo a los datos del Reporte del Trabajo Registrado SIPA que elabora la Secretaría Laboral, en marzo se perdieron 36.276 empleos en términos desestacionalizados.

Se trata del séptimo mes consecutivo de retroceso interanual de puestos de trabajo, pero es el primero con una fuerte suba de la caída de los empleos respecto de las bajas que se venían manifestando los meses anteriores.

Así, en marzo la cantidad de trabajadores registrados fue de 12.079.070, por lo que hubo una merma del 2,2% respecto del mismo mes del año anterior, es decir, unos 268.300 trabajadores en blanco menos. Frente a febrero de 2019, la variación fue una baja de 0,3%, sin estacionalidad, es decir, 36.276 empleos menos.

Los descensos en el último año más importantes se dieron en las categorías de asalariados registrados privados (-2,5%) donde se perdieron 161.000 empleos, y el monotributo social (-15,3%) donde la caída fue de 64.700 empleos.

Le siguieron los monotributistas con 47.000 menos (una baja del 2,9% respecto a marzo de 2018) y los autónomos con 11.400 menos (-2,8%). En la otra punta, creció en 4.000 el número de empleados públicos (en su mayoría como contratados) y sumaron 11.400 los nuevos trabajadores de casas particulares.

Mirá el informe completo haciendo click aquí

Fuente: Minuto Uno

Boletín de noticias