La Iglesia emitió un duro mensaje contra el Gobierno y el aborto

Argentina 06 de noviembre de 2018 Por
.
f800x450-486055_537501_0

Durante la Conferencia Episcopal Argentina, monseñor Oscar Ojea, emitió un duro mensaje contra el Gobierno por la crisis que "golpea a todo el pueblo argentino" y por el debate por el aborto, al tiempo que denunció los "ataques personales" contra el Papa Francisco "desde dentro y desde fuera de la Iglesia de un modo que no tiene precedentes".

Ante 94 obispos de todo el país, que se encontraban en el cónclave de Pilar, Ojea destacó que el país vive una crisis social y económica que "golpea a todo el pueblo argentino", la cual "va resintiendo la confianza en la dirigencia política aumentando el mal humor social, el enojo y la intolerancia que hace muy crispada la convivencia" y que puede provocar "la ira, el enojo, la victimización o con la parálisis y la inmovilidad".

Es por eso que convocó a la Iglesia a un actuar con "unidad y empatía" para "tener un mismo sentir" y así "invita a la humildad y a velar por los intereses de los demás". En tanto, se refirió a los escándalos por los abusos sexuales que pesan sobre algunos sacerdotes y los instó a "mirar nuestros pecados" y "ahondar el camino de nuestra conversión personal y eclesial. Un serio compromiso en este sentido visibiliza el hecho de que estamos asumiendo nuestra responsabilidad como pastores".

"Tenemos que aprender a desprendernos de un reconocimiento social que los Obispos teníamos en otro tiempo y que vamos dejando de tener", resaltó Ojea y puntualizó que estas situaciones "aumentan el dolor en lo más profundo del corazón de la Iglesia". Por otro lado, se refirió al debate sobre el aborto y afirmó: "Estamos terminando un año sumamente difícil".

En ese sentido, afirmó: "Muchos acontecimientos que hemos vivido en los últimos meses nos han provocado perplejidad, y al mismo tiempo nos plantean grandes desafíos pastorales para ser iluminados a la luz del Evangelio. Son situaciones complejas y conflictivas, que esconden un mensaje que tenemos que descubrir", al tiempo que señaló que "la habilitación del debate sobre el aborto y su repercusión en muchos de nuestros jóvenes, incluso de nuestros colegios y comunidades a quienes hemos visto tomando partido con su pañuelo verde".

Además, denunció "ataques personales" contra el Papa Francisco, los cuales aseguró que fueron "desde dentro y desde fuera de la Iglesia de un modo que no tiene precedentes, lo que genera la escasa difusión de su pensamiento y de su prédica" y concluyó que estas situaciones se hicieron extensivas a "la Iglesia toda, ya que parecería que decir algo bueno sobre ella no es políticamente correcto".

Fuente: El Intransigente